En la Legislatura dicen por estos días que nada ha cambiado con respecto al año pasado. Que la reunión del 11 de enero entre el gobernador Gustavo Bordet y su antecesor Sergio Urribarri no modificó los planes del primero de buscar un cambio en la presidencia de la Cámara de Diputados para el último año de su gestión, como reveló oportunamente Página Política:
Nuevos rumores de cambio en Diputados Pablo Bizai 06 Nov, 2018
La sesión preparatoria, en la que cada año se eligen las autoridades de Cámara, todavía no tiene fecha. Debe hacerse antes del 15 de febrero, día de inicio de las sesiones ordinarias establecido por la Constitución provincial. Según el reglamento de la Cámara, se puede convocar a preparatorias dentro de los treinta días anteriores al 15 de febrero.

Con esos plazos tan encima de momentos definitorios del calendario electoral, se espera que la continuidad de Urribarri en la presidencia de la Cámara vaya atada a la resolución de la interna peronista. El 13 de febrero es la fecha límite para anotar las alianzas electorales. Ese día se sabrá si Unidad Ciudadana va o no a elecciones por afuera del PJ.
Agrandar imagen
Una confrontación electoral se vería necesariamente reflejada en la integración de los bloques; blanquearía una división que hoy es un tanto difusa dentro de los 18 diputados que fueron electos en 2015 por el PJ. Fuera del núcleo duro kirchnerista y de los que tienen puesta la camiseta de Bordet, el resto de la bancada ha oscilado entre ambos polos.

Habrá que ver cuánto termina pesando en esa pulseada interna el interés que puedan tener algunos diputados por renovar su mandato. Dicen que dentro del espacio de Bordet no son muchos los que buscarán repetir. Y hasta esperan que la Legislatura viva este año un hecho realmente histórico: José Allende, que lleva 20 años en su banca y que es por lejos el más caro de los diputados, le dijo a Página Política que no tiene en sus planes otra reelección.
Allende: “No tengo ganas de seguir en la Cámara” Redacción de Página Política 24 Ene, 2019
De confirmarse, el retiro legislativo del jefe de UPCN resultaría un símbolo poderoso a favor de la renovación que pretende Bordet para su segundo mandato.

También dejaría la Cámara otro gremialista, Daniel Ruberto, y hay quienes tienen otros planes, como Ángel Vázquez, que quiere volver a la intendencia de San Benito; lo mismo que Juan Carlos Darrichón en Diamante; o Ester González, que buscará la senaduría por Feliciano.
En Cambiemos
Pero la suerte de Urribarri en la Cámara de Diputados importa también a Cambiemos. Y atraviesa su interna.
Agrandar imagen
Algunos diputados de la oposición argumentan que la continuidad del exgobernador en la presidencia de la Cámara resultaría funcional a Cambiemos, en tanto Urribarri mantendría el poder y los recursos necesarios para sostener la división electoral del peronismo.

En consecuencia, proponen que Cambiemos no se meta en la interna peronista y no acompañe con su voto al eventual candidato que proponga el gobernador Gustavo Bordet para la presidencia de Cámara (siempre se habló del diputado Reynaldo Navarro). Proponen, en suma, que Cambiemos vote a un radical o un macrista, sabiendo que van a perder.

Pero la iniciativa no estaría encontrando mucho eco en el bloque opositor. La mayoría se inclinaría por respetar una tradición legislativa: a la autoridad de cámara la nombra la primera minoría. Es más, en el Congreso de la Nación, Cambiemos no tiene mayoría y sin embargo ocupa la presidencia de la Cámara de Diputados.

Tradiciones al margen, los reparos pasan centralmente por cómo impactaría en los votantes de Cambiemos el hecho de que sus diputados terminen siendo funcionales a Urribarri. Sobre todo, luego de que el escándalo por los contratos truchos en la Legislatura extendiera un manto de sospecha sobre el conjunto de la dirigencia política, del que Cambiemos y en particular el PRO pretenden escapar.

El argumento de táctica electoral es que conviene a Cambiemos que siga Urribarri en la presidencia de la Cámara, porque de ese modo consolida su poder y su caja para financiar a un eventual quiebre del peronismo en las elecciones. La sospecha es que ese argumento esconda un acuerdo económico. Se sabe que los fondos que maneja cada diputado no son los mismos dentro de un mismo bloque opositor. Y que la cifra se decide en Presidencia.
Agrandar imagen
Fuente: Página Política

Claves

Legislatura elecciones Cambiemos Bordet Urribarri Interna PJ Navarro UCR PRO

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles