Este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, viene potenciado por la reedición del debate en el Congreso de la Nación del proyecto de legalización del aborto en la Argentina, ahora con apoyo oficial del gobierno de Alberto Fernández.

No se conocen a ciencia cierta los términos de la iniciativa que llevará la firma del Ejecutivo. Pero por eso mismo, por llevar el aval oficial, se abre una pulseada en el Congreso de la Nación con grandes chances de hacer realidad la consigna más fuerte del movimiento feminista.

Mientras tanto, en Entre Ríos, hubo instancias que actualizaron recientemente la agenda de los feminismos. El más importante, tal vez, fue el que encarnó la ministra de Mujeres, Género y Diversidad de la Nación, Elizabeth Gómez Alcorta. La funcionaria, acompañada por varias integrantes de su equipo, encabezó en Paraná el Segundo Foro Federal Participativo hacia un Plan Nacional Contra las Violencias de Género cuya redacción y puesta en marcha prevé la Ley Nacional Nº 26.485.

Según la crónica oficial, en ese encuentro que abarcó a la realidad de Entre Ríos, Corrientes, Formosa, Misiones y Chaco, aparecieron entre otras preocupaciones “la importancia de repensar el dispositivo de hogares, de fortalecer la asistencia integral a personas en situación de violencias de género y el aporte de elementos para el abordaje específico para la población indígena en el ámbito rural”.
En la Casa Gris
Desde la provincia, también se impulsó un ámbito de encuentro convocado por la Vicegobernación, en el ámbito del Observatorio de Género y Derechos Humanos que creó Laura Stratta y que está a cargo de Sigrid Kunath. La presencia de Gómez Alcorta fue la excusa para que se diera una reunión abierta con funcionarias de la gestión de Gustavo Bordet, legisladoras en ambas cámaras y periodistas de Entre Ríos.

Entre otras inquietudes que surgieron, especialmente de las mujeres que representan el poder en Entre Ríos, se planteó la necesidad de fortalecer el auxilio del Estado en la tarea de cuidado. Fue a raíz de la inquietud de la diputada de Gualeguay, Paola Rubattino, madre de un niño autista, que instó a la sistematización de estadísticas respecto del deterioro de las mujeres abocadas casi por completo a la tarea del cuidado de un familiar. También propuso fortalecer las redes con las organizaciones sociales vinculadas a la problemática.

La punta abrió un intercambio extenso con fuerte participación de la ministra de Nación que expuso acerca de las tareas de cuidado en el hogar: “En Argentina, el promedio que usamos las mujeres son 6 horas diarias en relación a las 2 que usan los varones para las tareas diarias. Hay una diferencia de 4 horas, de lunes a viernes son 20 horas, y sacando los fines de semana, al mes son 80 horas más”.

“Imaginemos que nos dan 80 horas más por mes para hacer lo que queramos; para tomar mate, dormir, correr, estudiar, bañarse tranquila, estudiar, depilarse, entre otras actividades. Son 80 horas lo que nos marca la desigualdad entre varones y mujeres en todos nuestros ámbitos”, subrayó Gómez Alcorta y agregó: “Nosotras tenemos que conquistar esas horas y para eso tenemos que pensar no sólo en clave de género sino también pensar que es el Estado el que tiene que intervenir en esa organización del cuidado, junto a la sociedad civil, el sector privado y la familia”. La funcionaria destacó la importancia de la conformación de la Mesa Interministerial de Políticas de Cuidado para plasmar políticas en la materia.

Otra inquietud que surgió en el encuentro fue presentada por la ministra de Gobierno, Rosario Romero, que consideró necesario abordar específicamente la violencia de género en el ámbito de las fuerzas de seguridad y el servicio penitenciario, áreas con fuerte preeminencia masculina. Al respecto, quedó planteada la posibilidad de un articulación con el área de Seguridad, a cargo de Sabrina Frederic.
Mujer y política
Dos testimonios de mujeres del norte entrerriano, de la zona rural, fueron relevantes respecto de las dificultades de la mujer para ganar protagonismo en la política. Se turnaron en repasar sus historias la senadora Nancy Miranda, de Federal, que a su modo expresó su desconfianza en “los buenos modales” para terciar con los varones en la disputa de espacios de poder.

Lloró Silvia Nené Moreno, diputada provincial y exintendenta en dos mandatos de San José de Feliciano. “No sabía yo. No sabía que era feminista”, cuenta, llora y lloran otras más. “No sabía hasta que la escuché a (Dora) Barrancos y me dí cuenta que hablaba de todo lo que me había pasado a mi. Tal cual lo que me había pasado a mi”, resumió su arribo a la problemática de las violencias contra las mujeres.

Del encuentro, surgieron asuntos como la violencia mediática, la necesidad de fortalecer la Educación Sexual Integral (ESI) en las escuelas de Entre Ríos, la sororidad que reclamó una periodista a las mujeres del poder para tratar en los medios la agenda de género, la deuda pendiente de la equidad de género para la conformación de las listas.
Espacio incipiente
Fue un primer encuentro de mujeres el que se dio el sábado, en el Balneario Municipal. Se han nucleado en torno a un grupo en redes sociales denominado “La Revolución de las Viejas” que motorizó la diputada nacional y periodista Gabriela Cerruti instando a plantear la agenda de la mujeres que se acercan o están formalmente en la tercera edad, etapa que termina por ser, en general, la más larga de la vida de las mujeres.

En su versión entrerriana, y en una disparidad de edades entre las presentes, la Revolución de las Viejas puso en debate, entre otros asuntos, el de los geriátricos, las dificultades para conseguir empleo después de los 40, el tiempo y el dinero que demanda el cuidado de personas, la recreación y el derecho a la eutanasia.
Cupo laboral trans
El incumplimiento en Paraná del cupo laboral trans, que se expresa en el despido y no reincorporación pese a un fallo judicial de seis trabajadoras en el municipio de Paraná, es una consigna pesada para el movimiento feminista.

Sobre todo en función de que el cruce con la gestión de Adán Bahl no es fácil para algunas organizaciones que son parte del movimiento. La consigna y su devenir es clave, también, porque sienta un mal precedente tras los primeros logros, en distintos municipios entrerrianos, de las ordenanzas que prevén la entrada en vigencia del cupo laboral trans.

Un grupo presentó esta inquietud a la ministra Gómez Alcorta en el marco de la concreción del Foro en Paraná.
Fuente: Página Política

Claves

Mujeres Stratta Romero

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles